domingo, 21 de octubre de 2012

Un partido cualquiera


El Madrid ganó sin querer, como el primer gol de Higuaín. Al final nadie acertó en el posible solucionario a la baja de Marcelo. Jugó Essien de lateral izquierdo y Sergio Ramos de lateral derecho, con Pepe y Varane de centrales. Nadie acertó en su día en que Ozil, Modric y Alonso jugaran juntos. Ayer lo hicieron más Kaká. Pero no mezclaron. A veces cuesta creer que con esos jugadores no se cree buen fútbol. El Celta por su parte jugó con trivote y con Aspas arriba, buen jugador.

No empezó mal el Madrid pero duró poco. En el minuto 12 Higuaín pretende centrar y consigue gol sin querer. El gol define como fue el partido a partir de ahí. La siguiente media hora no se puede analizar porque no hubo nada. Salvo acciones obtusas de Cristiano (sic). Con la segunda parte no éramos muy optimistas, son los minutos de silencio y murmullo en el Bernabéu que se presta a hablar con el compañero de al lado de donde vas a cenar esta noche o con quien.

Mourinho había cambiado ya a Kaká en el intermedio, en su enésima oportunidad de reconciliarse con el Bernabéu. Si a Jesé le dan ese número de oportunidades será un crack. Salió Di María para alborotar algo el partido narcotizante, en ausencia de Marcelo gran alborotador. Pero Di María había tenido dos partidos en Ultramar y no estaba para alborotar. En la segunda parte vimos posiblemente el mejor centro de un lateral madridista en lo que llevamos de temporada. Sí fue Essien y con la izquierda, Cristiano no lo aprovechó, seguía falto de ornato. Essien ya tenía un aprobado alto a esas alturas de partido, ya cumplía. Nacho también hubiera cumplido. El público seguía hablando de la cena, esta vez del menú cuando llegó el penalti, también sin querer, que Cristiano transformó. El partido tanto para jugadores de ambos equipos como para el público era como uno de esos sábados que tienes que ir a la oficina a hacer inventario. Estás deseando llegar a casa a comer. Algún detalle de Modric y poco más. Salvo una acción de Casillas con la mano fuera del área que luego enmendó con una gran parada. Casillas está raro y se puede decir. Partido cualquiera después de partidos de selecciones. No cené.

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada